Lloró de impotencia ante los concejales

 

Belén Duarte, lloró de impotencia ante los concejales municipales de San Lorenzo al recordar que desde hace unos 30 años la Municipalidad los tiene abandonados y no abren una calle denominada López de Vega del barrio Capellanía, “acá todo el mundo sabe que en una navidad bandejas de sopa se iban en el raudal y a Uds. no les duele como autoridad tener esa clase de situación”, dijo, y al mismo tiempo pidió que las autoridades dirijan la mirada a la actual situación que incluso se agrava ya que el Ministerio de Obras Públicas ya colocó un tablero donde se señala que la calle Arsenales es de único sentido, el cual empeorará la situación.

El problema de los vecinos es que el proyecto Metrobus tiene planeado convertir la calle Arsenales en sentido único y si eso se realiza antes de tener otra artería que sirva para salir del barrio quedaran prácticamente encajonados y tendrán que caminar varias cuadras.

Como solución a la problemática piden que las autoridades municipales vean la posibilidad de abrir la calle López de Vega que está intransitable desde hace años incluso no tiene salida hacia uno de los extremos.

AHORA LOS CONCEJAES SE PREOCUPAN. Los concejales de la ciudad prometieron que harán las gestiones de manera que si el M.O.P.C no arregla la calle intransitable será la Municipalidad el que ponga en condiciones dicha arteria e incluso uno de los ediles planteó que el ejecutivo municipal inicie trámite para expropiar una parte de un predio perteneciente a una empresa privada para que López de Vega tenga otra salida.

 

Share on FacebookTweet about this on Twitter

more recommended stories